martes, 23 de agosto de 2011

Un pensamiento al aire.

Me corría por el cuerpo unas ganas intensas de besarla, sin embargo me contuve, sabía que el pasado era demasiado pesado como para arriesgar.
Publicar un comentario