jueves, 24 de febrero de 2011

Sueños morados.

En tu mar oscuro
improvisa sin fin de piruetas
mi barquito "insistencia",
a veces azotado, otras ignorado
por tu tenso rojo mar oscuro.

La última lágrima bordó
cayó super violenta,
se clavó en mi sien y bañó
cada uno de mis sueños.

En tu posible lluvia de enero
mojo mis posibilidades por anticipado,
rompo paraguas, destruyo zaguanes
espero de cara al cielo
el aguacero de enero.

La última gota de sudor
nunca se desprendió de la frente,
el miedo a ser la secó
y sólo vive ahora en mis sueños.
Publicar un comentario